LA HIDROMIEL DE LA POESÍA

 

Algunas personas, sobre todo las que somos aficionadas al hidromiel y sus leyendas, hemos escuchado hablar de la “hidromiel de la poesía”, pero ¿cuál es su historia?

Aquí entra en juego otro símbolo nórdico de gran fama: el triskel de cuernos.

Ahondemos un poco más…

Cuenta la historia que el triskel está formado por los tres cuernos que Odín usó para beber la mágica hidromiel de la poesía.

Y ahora te preguntarás: ¿de dónde vienen estos tres cuernos?

Desvelemos el misterio.

 

LOS TRES CUERNOS DE HIDROMIEL

 

Como todo lo que rodea a los pueblos nórdicos conocidos como vikingos, hay varias teorías al respecto de los tres cuernos de hidromiel, pero la más popular es la de los hermanosFjalar y Galar.

Ambos eran conocidos como los “enanos Fjalar y Glar”, y se dice que movidos por no buenas intenciones, arrastraron hasta su caverna a Kvasir(*) y le dieron muerte.

(*) Kvasir era un dios mitológico creado de la saliva de todos los dioses.

Kvasir era considerado el más sabio de los Vanir, pero incluso así fue engañado por los enanos y, posteriormente, asesinado.

La leyenda dice que los hermanos Fjalar y Galar vertieron la sangre de Kvasir mezclada con miel en tres cuernos llamados Odroerir, Boðn y Són.

Tras preservar dicha mezcla, esta fermentó, y de ella nació la hidromiel mágica, o hidromiel de la poesía, ya que al beberla inspiraba a los poetas, quienes –incluso- se convertían en sabios.

Cómo se hizo Odín con el hidromiel de la poesía.

 

Para conseguir el hidromiel de la poesía se dice que Odín estuvo en compañía de Gunnlod, la hija del gigante Suttung, a quien su padre ordenó guardar a buen recaudo el hidromiel.

Sin embargo,Odín supo persuadirla para que le dejara beber tres sorbos del hidromiel, si bien en cada sorbo se terminaba un cuerno entero.

 

LA HUIDA DE ODÍN

 

Conseguido su propósito, Odín, convertido en águila, escapó hasta Asgard.

Su objetivo era llevar el hidromiel a su pueblo y poder compartirlo con los elegidos.

Cuentan que unas gotas del hidromiel se escaparon y cayeron cuando Odín intentaba guardarlo en recipientes, las cuales llegaron al mundo de los humanos.

Estas leyendas e historias nos adentran aún más en el mundo del hidromiel y nos invitan a conocer más sobre los vikingos y su mitología.

Nos gusta conocer este tipo de relatos, porque –aun en su irrealidad- reviven retazos de la historia de civilizaciones que nos precedieron.

Narraciones de este tipo nos ayudan a establecer algún tipo de nexo de unión entre lo terrenal y lo divino, y en parte nos identifican como seres imperfectos.

Hoy día podemos degustar el hidromiel en nuestros propios cuernos vikingos y compartir dicho jugo con nuestros amigos y familiares. Resulta emocionante saber que en nuestras manos poseemos un jugo que ha inspirado la invención de todo tipo de mitos y leyendas.

Si hasta ahora no te habías convencido, seguro que desde este momento ves el hidromiel con otros ojos.

¿Quieres probar nuestro hidromiel? Visita nuestra tienda y realiza tu pedido. Te llegará a casa rápida y cómodamente.

Y, quién sabe, lo mismo sueñas con que Odín bebe a tu lado.

Feliz día y skål!!